Registrarse

La acción de registrarse en una web de apuestas deportivas online es el primero de los pasos que se deben llevar a cabo para optar a realizar dichas apuestas. El registro permite crear un usuario en la casa de apuestas elegida, y por lo tanto disponer de una cuenta con un nombre y una contraseña para que únicamente quien realiza el registro pueda gestionar dicha cuenta en todos sus sentidos.

Bono de bienvenida

En la elección de la casa de apuestas uno de los temas más importantes es la oferta de los bonos de bienvenida. A menudo se ofrece hasta un 100% del primer ingreso, lo que supone el doble de dinero para realizar apuestas desde el primer momento. En ocasiones estos bonos tienen incluso un porcentaje mejor de incluso el 150% del primer ingreso, pero el tope de dinero a ingresar para recibirlo suele ser más bajo, y por lo tanto se trata casi de la misma cantidad total para apostar. Si el capital inicial de que se dispone es limitado este aspecto del bono tiene una importancia mayor si cabe.

En qué nos tenemos que fijar a la hora de registrarnos

El registro consta de varias partes agrupadas en el tipo de información que se debe aportar para completarlo. En primer lugar se deben introducir los datos personales, estos datos deben ser certificables para poder continuar con el proceso de registro; a continuación datos referentes al domicilio fiscal y la cuenta de correo electrónico asociada a esa cuenta, en dicho correo se recibirá toda la información relativa a la web, por lo que es conveniente que se trate de un correo usado de forma habitual por el usuario; en el último apartado se realiza el registro con el nombre de usuario, la contraseña y dependiendo de la casa de apuestas hasta otro método de acceso con un número de 4 dígitos para aumentar la seguridad. Antes de poder finalizar el registro, se debe marcar la casilla aceptando los términos legales de la web, así como su política de ingresos y pagos y demás aspectos legales.

Es importante leer o al menos revisar las condiciones que nos ofrece la web, ya que se trata en cierto modo de un contrato que adquirimos con esa casa de apuestas al realizar el registro y comenzar a jugar, y que marcará todo el proceso posterior al primer depósito realizado. Esta normativa suele ser muy similar en todas las casas de apuestas online, no obstante es preferible dedicar unos minutos a revisarla que realizar el registro sin conocer qué se está aceptando.

En caso de dudas o problemas

Todas las casas de apuestas online disponen de un apartado específico de ayuda, donde se puede encontrar las respuestas a las preguntas más frecuentes, los métodos de contacto con el servicio técnico de la propia web y los reglamentos y condiciones que marcan las directrices de funcionamiento de cada casa de apuestas. En la inmensa mayoría de los casos existen diferentes métodos de contacto para solucionar problemas y resolver las dudas, desde números de teléfono disponibles las 24 horas, chat interactivo en tiempo real, correo electrónico específico de dudas y consultas, etc.

Para terminar el registro

Una vez que se ha completado el registro y la web ha dado por válidos todos los datos introducidos, será necesaria la validación de la cuenta. Esta validación a menudo se trata de un proceso muy sencillo en el que únicamente se debe entrar en la cuenta de correo electrónico facilitado, acceder al correo enviado por la casa de apuestas y ‘pinchar’ sobre el link que se indica para finalizar el proceso y dar de alta la cuenta con total garantía. En ocasiones, este proceso final del registro tiene como premisa para optar al bono de bienvenida realizar un primer depósito de dinero en un plazo de entre 7-10 días (según la casa de apuestas elegida), ya que de otro modo la cuenta permanece activa pero no se aplicarían las condiciones derivadas del acceso al bono.